Entradas correspondientes a la etiqueta 'evita lesiones'

Mar 11

El vendaje para fascitis: ¿funcional o neuromuscular?

Para conseguir un buen vendaje en la zona de dolor de la fascia plantar, es imprescindible tener en cuenta los siguientes consejos:

  • Elegir la técnica adecuada del vendaje, por lo que se necesitan grandes conocimientos de exploración y valoración.
  • Hay que asegurarse de que el paciente cumple todas las necesidades para el vendaje que se le va a realizar.
  • Comprobar el vendaje una vez realizado.

El material que se utiliza para realizar un vendaje es muy variable y depende de la lesión que queramos tratar y debe ser hipoalergénico para evitar reacciones alérgicas de cualquier tipo, como las reacciones cutáneas.

Existen vendas de diferentes tejidos: elástico, rígido, adhesivo, no adhesivo,  autoadhesivo, etc.

En el caso de la fascitis plantar os enseñamos dos tipos de vendaje:

  • VENDAJE FUNCIONAL con venda elástica adhesiva para el anclaje e inelástica adhesiva (tape) para las tiras activas y cierre.
  • VENDAJE NEUROMUSCULAR con vendas elásticas adhesivas de colores (neurotape).

¿QUÉ QUEREMOS CONSEGUIR CON EL VENDAJE PARA FASCITIS?

  • Inmovilizar o limitar los movimientos de la zona afectada por la lesión.
  • Disminuir el dolor y la inflamación.
  • Facilitar la regeneración de los tejidos permitiendo el movimiento.
  • Facilitación y estímulo de movimiento.
  • Prevenir lesiones.
  • Aliviar de las tensiones mecánicas.
  • Mejorar el posicionamiento articular.
  • Proporcionar comodidad debido a la inmovilización funcional.

EL VENDAJE PARA FASCITIS FUNCIONAL 

Los vendajes funcionales se hacen con un tipo de esparadrapo rígido llamado tape, que permite limitar el movimiento y proteger zonas dañadas.

El tape se utiliza también para prevenir lesiones cuando se prevén actividades que sometan a mucha presión la fascia plantar, como la práctica de deporte o senderismo.

Se aplica en la planta del pie de manera que se limite la extensión de la fascia, con esto se previene la pronación al pisar y se alivia la tensión de la fascia.

El objetivo es que la fascia no pueda estirarse mucho para evitar la tensión que esto provoca y prevenir así mayores daños en la fascia y su inserción en el tobillo.

Es muy recomendable que el tape sea aplicado por un profesional, por lo menos las primeras veces para evitar efectos no deseados; que la piel esté bien limpia y seca, y el que tape sea bueno para que no dañe la piel.

El tiempo que se lleva puesto varía según cada caso.

Hay vendajes funcionales que se hacen exclusivamente para el tiempo que dura una práctica deportiva, como por ejemplo una carrera o un partido, y en tras ocasiones los realizamos para mantenerlos durante varios días.

EL VENDAJE PARA FASCITIS NEUROMUSCULAR

Junto al concepto clásico de los vendajes funcionales, que restringen la movilidad para proteger la zona lesionada, hay otro tipo de vendaje que trata de estimular el proceso curativo reduciendo la inflamación y relajando a la vez los músculos, pero sin restringir la movilidad. Este tipo de vendaje se llama kinesio tape y actúa a nivel neuro-muscular.

Se trata de la combinación de una técnica de relajación de la fascia plantar (tira en I que recorre la planta) y otra de liberación de espacio para aliviar la sintomatología de la fascitis plantar (tira en I transversal y superpuestas).

Este tipo de vendaje se mantiene unos 3 días. Como permite mayor movilidad, para obtener los resultados esperados es necesario repetirlo y mantenerlo al menos durante varias semanas.

¡Recuerda! Debe estar siempre supervisado por tu profesional de confianza.

Mar 04

Factores de crecimiento: PRP

En los últimos años vemos que muchos deportistas están siendo tratados con Plasma Rico en Plaquetas, pero… ¿eso qué es?

¿QUÉ SON LOS FACTORES DE CRECIMIENTO?

Factores de crecimiento PRP Clinisalud Albacete

El PRP es un derivado de la sangre con un alto concentrado en plaquetas (de 4 a 6 veces su valor normal), obteniéndose este concentrado al centrifugar la sangre del propio paciente. El alto contenido en plaquetas y factores de crecimiento es el que favorece la estimulación a la hora de reparar y/o regenerar diversos tejidos tras su aplicación en el tejido dañado.

Desde que en los años 80 se empezara a usar con éxito en cirugía maxilofacial y en el tratamiento de úlceras, hasta hoy, el PRP se está utilizando en multitud de especialidades médicas (Otorrinolaringología, Oftalmología, Estética, Pie diabético Traumatología, etc.).

¿CUÁLES SON LAS PROPIEDADES DEL PRP?

Las propiedades de reparación y/o regeneración del PRP derivan de las propiedades de las plaquetas. Estas provienen de los megacarinocitos, que tienen una vida corta de entre 7 a 10 días circulando por el torrente sanguíneo. Los valores normales de plaquetas oscilan entre 150.000 a 300.000/μL. Su función principal es la de evitar la pérdida sanguínea cuando se produce una lesión vascular, además son las responsables de generar el coágulo con su red de fibrina. Cuando estas plaquetas son activadas mediante algún compuesto externo, como el Cloruro de Calcio, Trombina,  Colágeno, etc. segregan los factores de crecimiento encargados de favorecer la reparación y/o regeneración.

El PRP puede adoptar otros nombres como plasma enriquecido en plaquetas, plasma rico en factores de crecimiento, gel de plaquetas autólogo, concentrado de plaquetas, plasma rico en plaquetas de fibrina-PRF, etc.

¿PARA QUÉ ESTÁ INDICADO?

Hoy en día el PRP en el mundo deportivo se está aplicando en múltiples lesiones, como la fascitis plantar, tendinitis rotuliana, el tendón de Aquiles, la artritis, la degeneración articular, las roturas óseas, la cicatrización de úlceras, etc. Si bien es cierto que no tiene efectos inmediatos en todas las lesiones, el PRP se debe usar como tratamiento coadyuvante, es decir, como una herramienta más en el tratamiento de la lesión de nuestro paciente.

En Clinisalud Albacete llevamos muchos años incorporando tratamientos de última generación para que nuestros pacientes comiencen cada día con buen pie.

Mar 02

La rodilla del ciclista: qué hacer y cómo evitar la lesión

En este artículo trataremos el tema de las lesiones de la rodilla del ciclista, veremos cuáles son el tipo de lesiones más recurrentes, por qué pueden producirse y qué ejercicios pueden resultar beneficiosos para la prevención de este tipo de lesiones.

Lesión rodilla del ciclista - Clinisalud Albacete

LESIONES DE LA RODILLA DEL CICLISTA

Nos centraremos concretamente en esta ocasión en dos tipos de lesiones que se repiten con bastante asiduidad entre los que practican ciclismo, tanto de manera profesional como amateur.

Una de las lesiones que sufren los ciclistas de manera más repetida es la tendinitis rotuliana. Esta lesión provoca un dolor en la parte inferior de la rodilla que aumenta al realizar una extensión de la pierna. En ciclismo, este tipo de lesiones puede deberse a una mala colocación del sillín, en concreto por situarse demasiado adelantado, o bien por una altura del sillín excesivamente baja.

El “problema” del ciclismo es que al realizar el pedaleo de manera repetitiva y prácticamente siguiendo siempre un mismo patrón, un pequeño problema puede dar lugar a la aparición de una lesión de este tipo.

La condromalacia rotuliana, también llamada rodilla del corredor es otra de las patologías típicas del ciclismo, si bien en este caso también puede estar producido por un sillín excesivamente bajo, el problema tiende a aparecer en personas con piernas valgas. Se trata de un dolor que se produce en la cara anterior de la rodilla y que suele aparecer con una sensación de rozamiento y en ocasiones acompañado de chasquidos. Este tipo de lesión es muy molesta ya que el dolor aumenta cuando pasamos mucho tiempo sentado¸ un problema muy a tener en cuenta por un ciclista.

¿QUÉ HACER EN CASO DE LESIÓN? ¿CÓMO PODEMOS PREVENIR?

En primer lugar, si ya nos ha sido diagnosticada la lesión, deberemos seguir las indicaciones del profesional sanitario, así como realizar las sesiones de fisioterapia que fueran necesarias para recuperar la articulación y la musculatura afectada.

Una vez que la lesión estuviera más controlada, sería interesante buscar el porqué de la aparición de esta patología. En muchas ocasiones esto es debido a una mala colocación del sillín como ya hemos apuntado anteriormente, en este caso sería necesario realizar un ajuste en el sillín para adaptarlo completamente a nuestra anatomía.

Pero existen otros motivos que suelen producir este tipo de lesiones, como por ejemplo un entrenamiento mal planificado. A veces se tienden a realizar entrenamientos exhaustivos, de mucha carga e intensidad en las piernas. Esto, que no tiene por qué ser negativo por si mismo, puede ser un problema si, por ejemplo, la musculatura del cuádriceps no está suficientemente entrenada, y por lo tanto estamos exigiendo al músculo más de lo que puede dar.

Otro problema es el de la descompensación muscular, si todo nuestro pedaleo se basa en una utilización excesiva por parte del cuádriceps, esto puede dar lugar a una sobrecarga y a una lesión con el paso del tiempo. Por tanto, será muy importante entrenar también aquellos músculos antagonistas y menos implicados en el desarrollo del pedaleo (no por eso menos importantes).

Entonces, sería muy recomendable para la prevención de este tipo de lesiones de rodilla el fortalecimiento del cuádriceps, así como de los isquios mediante ejercicios de contracción muscular. Sería muy importante junto con todo este trabajo no olvidar realizar los estiramientos.

En caso de que recientemente hayamos salido de la lesión y queremos prevenirla para evitar que vuelva a ocurrir sería muy importante realizar ejercicios isométricos y de bajo impacto hasta recuperar un tono adecuado. Ejercicios de contracción isométrica de cuádriceps, así como de isquiotibiales serían muy indicados para estos casos, así como ejercicios de bajo impacto en una piscina.

A parte de estos ejercicios de hipertrofia y tonificación muscular, también se pueden prevenir este tipo de lesiones mediante un estudio biomecánico o bien verificando de nuevo el posicionamiento y el correcto funcionamiento de pedales, calas, sillín, etc.

En resumen, las lesiones de rodilla son muy recurrentes y su prevención puede ser sencilla en muchos casos. Un buen fortalecimiento del cuádriceps, así como de los músculos antagonistas implicados es una muy buena manera de mantener nuestras rodillas lejos de lesiones, ya que no hay que olvidar que el cuádriceps es el principal estabilizador de la misma.

Nov 25

Corre con Abel Antón… y prepara tu San Silvestre

El próximo 27 de diciembre contaremos con la presencia de Abel Antón, bicampeón del mundo de maratón para llevar a cabo una jornada de charlas sobre cómo preparar tu próxima carrera y un entrenamiento para evitar lesiones durante la carrera.Clinisalud Albacete entrena con Abel Antón

¡No os lo perdáis!

May 09

Esguince de tobillo: qué es y ejercicios de fortalecimiento

¿Quién no se ha hecho un esguince alguna vez?

Todos en algún momento de nuestra vida hemos sufrido una torcedura de tobillo, ya sea por un mal gesto deportivo o al bajar un escalón. Pero… ¿qué pasaría si nos hiciésemos esguinces de manera continuada o si por el contrario nuestro tobillo se inflamase excesivamente? Este podría ser el momento más apropiado para visitar a un profesional del pie y descubrir lo que nos pasa.

Los esguinces se pueden producir por inversión o eversión. Inversión es cuando el tobillo nos lo torcemos hacia afuera y eversión hacia dentro. Dependiendo de la gravedad de la torcedura nos encontraremos distintos grados.

GRADO I: Se produce una elongación del tobillo (Ligamento Lateral Externo) pero sin rotura de las fibras. Aparecerá muy poca inflamación y dolor. Pasados unos días el tobillo estaría como siempre (si se repiten los esguinces de grado I debemos ponernos en manos de un profesional para que analice el origen del problema).

GRADO II: Aquí sí que se produce rotura parcial de las fibras del ligamento. En este caso la inflamación y el dolor resultan bastante mayores, sobre todo cuando intentamos caminar. A veces aparece hematoma debido a la rotura de estructuras. Tras la valoración y tratamiento clínico, sí que sería bueno realizar movilizaciones, ejercicios de fortalecimiento y propiocepción para devolver al tobillo a su estado inicial (siempre guiados por el profesional sanitario).

GRADO III: Es el grado que más imposibilita para caminar, cuando se produce la torcedura de manera más agresiva. Aparece en pocos segundos una gran “pelota” inflamatoria en el tobillo. Se produce rotura total de las fibras del ligamento, llegando incluso a producirse arrancamiento de inserciones óseas. El tratamiento sería estrictamente clínico y en muchos casos se colocaría una escayola o una bota walker para limitar todo el movimiento del tobillo.

Aquí os dejamos unos ejercicios de fortalecimiento y automasaje para esguince de tobillo:

En Clinisalud apostamos por un tratamiento Fisio-Podológico para el esguince de tobillo, ya que múltiples estudios aseveran que con una acción fisioterapeútica temprana de movilización, fortalecimiento y trabajo de propiocepción, la recuperación del tobillo estaría asegurada. Con este tratamiento evitamos el conocido “esguince mal curado” o “el tobillo inestable”.

Si un paciente tiene una mala pisada o esguinces de repetición de grado I, el podólogo debería realizarle un estudio computerizado de la pisada para encontrar el origen del problema. Con este estudio se vería la mejor manera de corregir la pisada mediante el uso de plantillas 100% a medida además de otros tratamientos.

Esto es lo que ocurre con pacientes que pisan y desgastan mucho el borde externo de su calzado (supinadores), ellos tienen mayores probabilidades de sufrir esguinces de tobillo en su vida cotidiana. Os recomendamos mirar la suela de vuestro calzado y si detectáis algo similar no dudéis en poneros en manos de un profesional que cuide la salud de vuestros pies.

Feb 15

Empieza el Circuito con buen pie

Este año tenemos que plantearnos nuevas metas, logros… y nuestro objetivo principal debe ser NO LESIONARNOS. Desde el equipo de Clinisalud os dejamos unos trucos para que así podáis cumplir el deseo de acabar el circuito con buen pie.

Prepara tus pies para correrCHEQUEA TUS ZAPATILLAS

Antes de ponerte a correr revisa tus “ruedas”, es decir, tus zapatillas. Recuerda los kilómetros que llevan y si superan los 800Km úsalas sólo para pasear.

Mira la suela y también saca la plantilla que llevan tus zapatillas usadas, busca desgastes bruscos y excesivos que denoten algún comportamiento erróneo en tu pisada. Si es así, deberías ponerte en manos de un profesional para que analice tu pisada.

No te ates excesivamente fuerte tus zapatillas, puedes notar hormigueos e incluso adormecimiento en los pies. ¡Recuerda! La zapatilla tiene que sujetar pero nunca apretar.

A cada corredor le va bien un tipo de zapatillas distinto. “No te fíes del vecino” ni de lo bonitos o caros que sean algunos modelos, pide consejo a tu tienda de confianza en material running. Ellos te ayudarán a elegir tu zapatilla ideal.

PREPARA TUS PIES PARA CORRER

Revisa tus pies en busca de durezas, callos, puntos de dolor, etc. Estas son señales que nos dicen que algo no va bien y que tenemos que visitar al podólogo para pasar la “ITV” a nuestros pies.

Puedes probar el siguiente ejercicio: cuando salgas de la ducha, da unos pasos descalzo por el suelo, luego mira tu huella, y si ésta es muy ancha o muy estrecha… es que algo no va bien.

También puedes reflexionar sobre antiguos y/o crónicos dolores que hayan aparecido en tus pies cuando has salido a correr. Muchos dolores de rodilla, cadera, espalda, etc. están asociados a una mala pisada. Esto es un indicador para saber si debes visitar al podólogo. No olvides esto y cuídate.

En muchas ocasiones hacerse un estudio de la pisada a tiempo puede evitar lesiones en el futuro. Tu podólogo deportivo puede ayudarte a elegir el modelo de zapatilla que más te convenga según tu tipo de pisada, actividad y fisiología, ya que cada marca utiliza materiales diferentes que influyen activamente en tu manera de correr.

A lo largo de la temporada os iremos dando consejos, trucos, ejercicios… muy interesantes para ayudaros a finalizar el Circuito con buen pie.

Entradas más antiguas «

» Entradas más recientes